Cómo tomar chía

La chía está en boca de todos y nunca mejor dicho, estas pequeñas semillas están adquiriendo mucho protagonismo en muchas despensas. Es un producto que se puede encontrar en gran cantidad de establecimientos.

Esta semilla tiene muchísimas propiedades que unido a sus valores biológicos la convierten en un súper alimento. Nosotros te contamos cómo puedes consumirla para beneficiarte totalmente de ella.

La chía es rica en Omega 3, carbohidratos, fibra y nutrientes que mejoran nuestra salud en general, sobre todo si nos centramos en el tránsito intestinal, ácidos grasos de calidad y electrolitos, una opción excepcional para depurar nuestro organismo.

Cómo tomar chía

A continuación os contamos cómo puedes tomar chía en tu día a día para mejorar tu salud con un simple gesto.

Chía con limonada o zumo de limón

Las semillas de chía se pueden tomar de diferentes formas, sin embargo, la idónea para que nos haga más efecto es consumirlas con el estómago vacío, es decir, en ayunas. Por ello, el mejor momento del día es por las mañanas recién levantados.

Las propiedades hidrosolubles ayudarán a tu cuerpo a absorber mejor todos los nutrientes que introduzcas en él. Tomar la chía en ayunas con un poco de zumo de limón o limonada. Es decir, limonada casera al gusto y una cucharada sopera de chía.

Las propiedades de la chía son perfectas para todas las personas, ya que son ricas en proteínas y unidas a los antioxidantes del limón y la vitamina C lo convierten en una bebida deliciosa a la par que los beneficios.

Te aportará energía, alimento y te sentirás bien hidratado.

Pudin de chía

Otras formas de tomar chía

  • Semillas crudas espolvoreadas sobre ensaladas, un yogur, en sorbetes o pasteles.
  • Semillas molidas y utilizadas como condimento para todas tus recetas saladas o dulces. Las puedes moler tú mismo en casa.
  • En remojo en un vaso de agua, conseguirá una textura gelatinosa, absorberán el agua y liberarán el mucílago que la componen. Este gel se puede mezclar con frutas, yogur o tomarlo solo.
  • En forma de aceite, podrás conseguirlo en tiendas especializadas como herboristerías. Aliña ensaladas o cocina con el aceite. Además, también tiene buenas propiedades para la piel.
  • El agua de chía. Contiene mayor cantidad de agua, por lo que el formato es líquido.
  • Añade las semillas de chía a tu preparado para hacer tortitas o crepes caseros.

Beneficios de consumir las semillas de chía

La chía también se conoce como Salvia hispánica, y como comentábamos aporta grandes beneficios a la salud.

  • Contiene calcio, hierro, proteína, fósforo, magnesio y zinc.
  • Es un alimento que sacia mucho el apetito.
  • Hidrata y nutre el organismo de manera eficaz.
  • Mejora el tránsito intestinal.
  • Previene el estreñimiento ocasional.
  • Evita el envejecimiento de las células, nuestra piel se ve más juvenil.
  • Ayuda a adelgazar.
  • Reduce el volumen y nos ayuda a perder esos centímetros.
  • Evita la concentración de colesterol en sangre.
  • Aporta energía.
  • Es rica en calcio.
  • Aumenta nuestros valores en Omega 3.
  • Es un alimento hidratante.
  • Mejora las defensas del cuerpo.
  • Está considerado un súperalimento.
  • Lo pueden consumir niños, adultos y deportistas.

Contraindicaciones de las semillas de chía

La chía se debe consumir con mesura, no podemos excedernos en las dosis porque aunque sea muy beneficioso no deberíamos pasar de las dos cucharadas soperas diarias, es decir, 25 gramos al día.

No existen casos graves de efectos secundarios respecto a la chía, siempre que las dosis sean razonables. Sin embargo, tenemos que contar ciertos casos a tener en cuenta para tener toda la información.

  • Las mujeres embarazadas deberían controlar su consumo porque podría causar un efecto laxante nocivo para su organismo. Por ello, si estás embarazada y quieres consumir chía coméntalo con tu médico de cabecera para que te aconseje.
  • Si padeces hipertensión, colesterol y diabetes puede que afecte a los medicamentos que estás consumiendo para tratar esas patologías. Las semillas podrían aumentar el efecto de esos medicamentos.
  • Antes de una intervención quirúrgica no se recomienda consumirla, o al menos en cantidades muy altas.
  • No se han encontrado muchos casos de reacciones alérgicas, sin embargo, si al consumirla notas malestar deja de tomarla y realízate las pruebas pertinentes para detectar esa posible alergia. Al tratarse de semillas podría tener el mismo comportamiento como los frutos secos o las semillas de lino.

Las semillas de chía se pueden consumir de muchísimas formas, puedes realizar deliciosas recetas a base de yogur, granola o muesli, añadirlo a tus bizcochos o recetas saladas.

Busca siempre semillas de calidad, a pesar de estar en prácticamente todos los supermercados busca la calidad que tu cuerpo necesita para consumir siempre productos con todas las garantías.

 


Sé el primero en comentar

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

*

  1. Responsable de los datos: Miguel Ángel Gatón
  2. Finalidad de los datos: Controlar el SPAM, gestión de comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento
  4. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  5. Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Occentus Networks (UE)
  6. Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.