Cómo acelerar el metabolismo

Saber cómo acelerar el metabolismo puede resultarte muy útil, especialmente si tienes un metabolismo lento. Cuando no es lo suficientemente rápido, el metabolismo puede convertirse en un obstáculo que no te permite perder el peso que necesitas a pesar de tus esfuerzos.

El metabolismo es la forma y el ritmo que utiliza tu cuerpo para convertir la comida en energía y quemarla. Por tanto es algo determinante para el peso y la grasa corporal. Además, marca la velocidad a la que se engorda o se adelgaza. Descubre qué cosas son más eficaces para darle un empujón a tu metabolismo y así comenzar a quemar más calorías desde ahora mismo.

¿Cuáles son las causas de un metabolismo lento?

Como ya sabrás, hay metabolismos rápidos y metabolismos lentos. Esa es la razón por la que algunas personas pueden comer de todo sin engordar, mientras que otras notan enseguida en su cintura los excesos alimentarios. Y es que cuanto más rápido es el metabolismo, mayor es el número de calorías que se pueden consumir sin que se note en la báscula.

El género, la edad y la masa muscular son algunos de los factores que influyen en la tasa metabólica. Pero el papel más importante en el ritmo al que tu cuerpo quema las calorías lo desempeñaría la genética.

Las personas con el metabolismo lento lo suelen haber heredado de sus padres a través de los genes. Un metabolismo lento puede causar problemas como sobrepeso y obesidad. Dado que afectan al modo en que el cuerpo utiliza la energía, las siguientes son otras causas comunes de un metabolismo lento:

  • Cambios hormonales
  • Estrés
  • Falta de sueño
  • Dietas demasiado severas, ricas en grasas o bajas en carbohidratos
  • Ciertos tratamientos médicos
  • Saltarse comidas o cambiar a menudo los horarios de las mismas

Cosas que ayudan a acelerar el metabolismo

A pesar de ello, existen una serie de saludables hábitos que pueden ayudarte a acelerar tu metabolismo. Así que si tu cuerpo es lento a la hora de quemar las calorías que consumes, prueba a poner en práctica estos sencillos consejos.

Practicar ejercicio

El ejercicio se considera una de las mejores estrategias para acelerar tu metabolismo. Ponerte en movimiento te ayuda a quemar grasa, cuyas acumulaciones hacen que el metabolismo sea más lento. También construye músculo, algo importante de cara al metabolismo, ya que cuanto más músculo tienes, más rápido funciona.

Así que practica algún deporte si todavía no lo haces, asegurándote de combinar ejercicio aeróbico con entrenamiento de fuerza. Si ya haces ejercicio, busca formas de introducir más actividad física en tu rutina diaria. Levantarte de la silla cada dos horas para estirar un poco y hacer la plancha o algunas sentadillas es una gran idea.

Te recomendamos:Cómo sacar más partido a tu entrenamiento de fuerza

Beber agua suficiente

El metabolismo puede sufrir un frenazo si no se toma suficiente agua. La razón es que el H2O influiría en el uso de la energía, promoviendo la pérdida de peso. Así que no te olvides de garantizar a tu cuerpo el agua que necesita todos los días. Y recuerda que también se puede aportar agua al organismo a través de numerosos alimentos saludables. Un gran ejemplo es la sandía.

Utilizar sal yodada

La tiroides necesita yodo para gestionar el metabolismo. Compra sal yodada en lugar de sal común. Asimismo, es buena idea asegurarte de que tu alimentación incluye alimentos ricos en yodo, como es el caso de las gambas.

Tomar café

La cafeína es una de las cosas más eficaces cuando se trata de poner en marcha el motor metabólico. El té también produciría el mismo efecto. Por otro lado, la cafeína no es aconsejable para personas que sufren determinadas enfermedades. Así que consulta antes con tu médico para ver si tomar café es seguro en tu caso.

Comer más fibra

Hay muchos trabajos que señalan que la mayoría de personas lleva una dieta baja en fibra. Entre los muchos beneficios de esta sustancia (la cual puedes encontrar en numerosos alimentos) figuraría el de contribuir a mantener el metabolismo funcionando a pleno rendimiento.

Consumir vitaminas del grupo B, hierro y calcio

Las vitaminas del grupo B, el hierro y el calcio se encuentran entre los nutrientes que han sido vinculados a la aceleración del metabolismo. Los cereales integrales son fuentes de vitaminas B, mientras que en lo que se refiere al hierro, considera las espinacas y legumbres como las alubias o los garbanzos. El calcio se encuentra en los lácteos y en vegetales como el brócoli o el higo.

Evitar comidas a las que eres intolerante

Hay muchas personas intolerantes a la lactosa o el gluten. La inflamación que pueden producir en los intestinos en estas circunstancias afectaría de forma negativa a varios aspectos de la salud, incluyendo la velocidad del metabolismo. Cuando se pregunta a expertos sobre cómo acelerar el metabolismo a través de la alimentación, también suelen aconsejar limitar el sodio y los conservantes, que suelen abundar en toda clase de comidas envasadas.


Sé el primero en comentar

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

*

  1. Responsable de los datos: Miguel Ángel Gatón
  2. Finalidad de los datos: Controlar el SPAM, gestión de comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento
  4. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  5. Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Occentus Networks (UE)
  6. Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.