Alimentos ricos en proteínas y bajos en grasas

La nutrición es muy importante, los alimentos son el combustible que necesita nuestro cuerpo para que pueda tener energía y poder mejorar así nuestro rendimiento.

Existen multitud de alimentos y muchas veces no sabemos cuáles son los que más nos convienen. A continuación, te contamos cuáles son los alimentos ricos en proteínas y bajos en grasas, perfectos para ayudarnos a adelgazar y aumentar el músculo.

Una dieta equilibrada es la clave para mantener una buena salud, no hay que abusar de ningún grupo de alimentos, sin embargo, en esta ocasión queremos contaros cuáles son los alimentos más ricos en proteínas y al mismo tiempo son bajos en grasas.

Las proteínas son un macronutriente fundamental  y tenemos que conseguirlas de los mejores alimentos. Se encuentran en gran cantidad de comida accesible a todos, sin embargo, no todos los alimentos ricos en proteínas son saludables.

Alimentos ricos en proteínas y bajos en grasas

Tenemos que encontrar esos alimentos ricos en proteínas y bajos en grasas para proteger nuestro organismo, así lograremos mantener una buena masa muscular intacta e incluso te ayudarán a incrementarla de manera eficaz.

Los alimentos ricos en proteínas son saciantes, nos ayudan a adelgazar y son necesarias para formar músculo. Cuanta más proteína consumas ayudarás a proteger los músculos, aumentará el gasto calórico y  la actividad de tu metabolismo.

Legumbres

Estos pequeños alimentos tienen una gran cantidad de proteínas además de hidratos de carbono. Aportan gran cantidad de energía.

  • La soja es la que más proteínas contiene. Por 100 gramos aportarás al organismo 37 gramos de proteínas, es dos veces más que las proteínas que encontramos en la carne.
  • Las lentejas aportan 23 gramos por cada 100 gramos. 
  • Garbanzos y judías alrededor de 19 gramos. 

Estas proteínas son de origen vegetal por lo que es una buena forma de que los vegetarianos puedan aumentar su dosis de proteínas. A parte de las proteínas o los hidratos de carbono, también son beneficiosas para aumentar vitaminas y minerales al organismo.

Frutos secos

Sabemos que no hay que abusar de los frutos secos, poseen gran cantidad de ácidos grasos que pueden hacernos engordar, por ello, los nutricionistas recomiendan una cantidad de 30 gramos al día. 

Son un tipo de alimento muy saludable para el organismo, las grasas que contienen son de alto valor biológico, ácidos omega 3 que nos ayudan a controlar y regular los niveles de colesterol en sangre  haciendo que nuestro sistema funcione correctamente.

  • Cacahuetes contienen 24 gramos de proteína por 100 gramos. Aunque muchos reconocen que los cacahuetes están dentro de la familia de las legumbres.
  • Pistachos aumentan 19 gramos de proteínas por cada 100 gramos. Hay que consumirlos con mucha moderación para no engordar.

Tenemos que seleccionar los frutos secos tostados, buscar las variantes naturales ya que los frutos secos fritos y salados no son tan beneficiosos.

Seitán

Puede que hayas escuchado hablar sobre el seitán, o lo hayas visto alguna vez en el supermercado. Siempre se relaciona con comida pensada para aquellas personas que deciden mantener una dieta vegetariana o vegana, sin embargo, es una muy buena opción si queremos aumentar la ingesta de proteínas de manera sencilla y natural.

El seitán se obtiene a partir del trigo, es la proteína del trigo, el gluten que contiene es alto al mismo tiempo que la proteína. Se le conoce como la carne vegetal, porque además, es un alimento versátil que se puede transformar en filetes, carne picada o realizar albóndigas fácilmente.

El seitán aporta proteínas de calidad al obtenerse a partir a raíz de la proteína del trigo, es una buena opción porque este alimento es bajo en grasas. Tiene grandes ventajas y no debería pasarse por alto si se ha reducido por completo el consumo de carne.

Clara de huevo

El huevo se consume en todo el mundo y la parte de la clara es ideal para aumentar las proteínas de manera natural, segura y eficaz en nuestro organismo. Cada huevo aporta 6 gramos de proteína en la parte de la clara y no contiene nada de grasa porque ésta se concentra en la yema.

Lo ideal del huevo es que podemos separar sus partes fácilmente para consumir lo que en ese momento necesitamos.

Pescados y mariscos

También podemos encontrar alimentos ricos en proteínas y bajos en grasas dentro del grupo de pescados, en este caso, tenemos que centrarnos en el bacalao y el atún ya que aportan 21 gramos por cada 100 de producto.

En cambio, si te gusta el marisco, no dejes de consumir langostinos, son saludables y llenos de proteínas, ya que 100 gramos aportan 23 gramos de proteína. Se pueden consumir de muchas formas aunque la mejor e indicada es al vapor para mantener sus propiedades nutricionales intactas.

Gelatina

La gelatina tiene multitud de usos en cocina, aunque también la podemos consumir como postre. En ese caso, tenemos que encontrar libre de azúcares y en el estado más natural, tenemos que fijarnos en el etiquetado y en sus ingredientes.

La gelatina contiene 84 gramos de proteínas por cada 100 gramos de producto. Las gelatinas que se realizan a partir del pescado son las que más proteínas tienen y es de origen natural. Las gelatinas químicas también contienen proteínas pero en menor cantidad.

Batidos de proteínas

Quizá una de las formas más rápidas para aumentar la dosis de proteínas de nuestra dieta porque la concentración es muy alta. No hay que abusar de los batidos ricos en proteínas porque podría causar daños, todo exceso es contraproducente.

Los culturistas o deportistas son los que más proteínas necesitan para generar, aumentar y proteger la masa muscular. Puedes buscar en tiendas especializadas productos ricos en proteínas aunque lo ideal es conseguirlas a partir de alimentos naturales y seguros.

Hígado

En este caso, el hígado aunque no sea tan consumido como la carne, nos aporta 20,5 gramos por cada 100 gramos de hígado que consumamos. Es interesante incluirlo en nuestra alimentación si lo que buscamos es aumentar las proteínas, aunque hay que tener en cuenta que el hígado posee también parte grasa. Además, es bueno para aumentar la dosis de hierro en nuestro organismo.

Queso curado

En este caso, también el queso curado puede ser uno de los alimentos más indicados para aumentar las proteínas, aunque siempre lo hemos relacionado con su porcentaje de calcio.

Busca los quesos curados, contienen menos agua y todos sus nutrientes están más concentrados, compara en los etiquetados los gramos de proteína, selecciona como primera opción el queso parmesano y a continuación, los quesos manchegos.

En este listado encontrarás alimentos ricos en proteínas y bajos en grasas, no hemos hablado de las carnes de procedencia animal, buscábamos ofrecer otra serie de opciones que quizá no se tengan en cuenta cuando queramos aumentar ese grupo de nutrientes.

 

Comparte para difundir

Si te ha gustado nuestro contenido ahora puedes ayudar a difundirlo en las redes sociales de manera sencilla usando los siguientes botones:

Envía
Pinea
Print

Categorías

Alimentos, Nutrición

Licenciada en comunicación audiovisual que busca en la nutrición, el fitness y las propiedades de los alimentos no una solución a un problema sino un estilo de vida propio. Desde pequeña tuve contacto con diferentes deportes: natación, volley-ball, baloncesto y tenis. Mientras que en casa se nos mostró el camino hacia una buena alimentación desde bien pequeños, donde se premiaba la calidad ante todo. De ahí surgió mi gran interés a la gastronomía y las buenas cualidades de los alimentos. A día de hoy resido en el campo, disfrutando cada bocanada de aire fresco mientras os cuento con gusto todo lo que deseáis saber sobre dietas, buenos alimentos y remedios naturales. ¡La vida sana te enganchará!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

*

  1. Responsable de los datos: Miguel Ángel Gatón
  2. Finalidad de los datos: Controlar el SPAM, gestión de comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento
  4. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  5. Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Occentus Networks (UE)
  6. Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.