El vino puede ayudar a conservar la salud intestinal

Vino tinto

Beber vino de forma moderada durante las comidas es un hábito que numerosos estudios han calificado como saludable a lo largo de los últimos años. Ahora, uno publicado recientemente, suma otro beneficio a la lista: la salud intestinal.

Y es que según este último estudio, beber unas nueve onzas de vino de Merlot, puede ayudar a equilibrar el número de bacterias buenas y malas que se encuentran en el colon, un efecto que repercute de forma positiva sobre la salud intestinal.

Sin embargo, este estudio, como muchos otros relacionados con la ingesta de vino, no debería servir para que echemos las campanas al vuelo en lo relacionado con el alcohol, ya que sus beneficios no se deben a él, sino a los polifenoles.

Según el estudio, serían los polifenoles, unos compuestos que se hallan en numerosas frutas y verduras, y no el alcohol del vino los responsables de lograr un equilibrio de bacterias intestinales, además de regular la función inmune y producir vitamina K.


Escribe un comentario