Trucos sorprendentes para unos dientes más sanos

Cepillo dientes

Además de la regla del 2×2 (dos cepillados diarios de dos minutos), el uso frecuente de hilo dental e ir a ver al dentista al menos una vez al año, existen otras muchas cosas que podemos hacer para conseguir unos dientes más sanos.

Los siguientes son tres trucos sorprendentes que puedes llevar a cabo todos los días. Y lo mejor es que son muy sencillos y no te llevarán más de un minuto.

Beber té todos los días podría ser de ayuda en la destrucción o limitación del crecimiento de bacterias en tu boca, de acuerdo con el University of Rochester Medical Center. Recordemos que las bacterias producen el ácido que conduce a las caries, razón por la que impedir que se desarrollen en los dientes es fundamental para preservar la sonrisa en un estado óptimo.

¿Sabías que cada vez que bebemos algo dulce, se introducen en la boca bacterias que puede atacar los dientes? Utilizar una pajita para beber refrescos azucarados evita que el líquido entre en contacto de manera directa con los dientes, manteniendo por tanto alejadas a muchas de estas peligrosas bacterias.

Masticar chicle es una buena estrategia contra las bacterias, ya que neutraliza y expulsa sus ácidos. Esto se debe a que estimula la producción de saliva. Sin embargo, una boca más húmeda no sería el único beneficio de mascar chicle. Algunos estudios vinculan este hábito con el aporte de calcio y fosfato a la superficie de los dientes, y por lo tanto con el fortalecimiento de los mismos. Recuerda que debe ser una variedad sin azúcar y que, en ningún caso, debe sustituir al cepillado ni a la seda dental.


Escribe un comentario