Tres actitudes que ayudan a perder peso

Piernas perfectas

A menudo, se piensa de forma errónea que lo único importante en una dieta es la comida, sin embargo, no hay que subestimar la actitud, ya que esta, según la mayoría de expertos, puede ser la clave para perder peso.

Primero: ten expectativas realistas. Cuando se inicia una dieta de adelgazamiento, la persona debe tener muy presente que los resultados no serán milagrosos en ningún caso, sino que será un proceso lento y en el que hará falta ir paso a paso. Con esta actitud se evita la frustración de comprobar que a veces la realidad dista mucho de lo que habíamos pensado.

Segundo: Márcate metas pequeñas. No quieras pasar de cero al infinito de un día para otro, ya que semejante impacto puede provocar que la dieta fracase. Intenta mejorar tu estilo de vida, tornándolo más saludable progresivamente, con pequeños cambios. Y, naturalmente, no te estreses deseando perder todos los kilos de golpe.

Tercero: Prémiate a ti mismo. Las dietas de adelgazamiento son duras, por eso de vez en cuando, si has logrado alcanzar esas pequeñas metas auto-impuestas (reducir la cintura, perder peso…) no dudes en darte un capricho que no esté relacionado con la comida, como ir al cine o de compras para celebrarlo.

Más información – Comida rápida, la mayor tentación durante las dietas


Escribe un comentario