Tratamiento y prevención de los trastornos alimentarios

tratamiento y prevencion de los trastornos alimentarios

Se aconseja el tratamiento de los trastornos alimentarios partiendo siempre de un equipo multidisciplinario compuesto por: un nutricionista, un psicólogo y muchas veces también un médico psiquiatra en caso de necesitarse medicación. La medicación se usa sobretodo en casos de bulimia nerviosa, ya que en esta enfermedad se genera una disminución de la autoestima, asociándose a una eventual depresión.

Otra alternativa es la terapia cognitivo conductual que es una terapia de aprendizaje, donde se dan pautas para que la persona modifique conductas y creencias erróneas. En definitiva importa un tratamiento que tenga en cuenta los aspectos psicológicos y alimentarios.

Si el tratamiento es correcto, quien sufre esta patología puede recuperarse totalmente, pero existe la posible recaída frente a situaciones desagradables que generen mucho estrés, etc. Se sabe que el tratamiento es largo, lleva tiempo de recuperación y requiere paciencia también de parte de los padres, en caso de adolescentes con este tipo de trastorno.

Las chicas con esta patología sufren una disminución del funcionamiento del eje hipotalámico, y esto hace que dejen de menstruar normalmente y de ovular. Esto impide que puedan tener hijos, pero no es algo definitivo, ya que luego de recuperarse volverán a la normalidad. La anorexia nerviosa también genera una pérdida de calcio óseo que tarda años en recuperarse o incluso no vuelve a recuperarse más.

Una señal de alerta para padres de jóvenes se genera cuando la chica deja de comer carne y pasa repentinamente a una alimentación vegetariana o cuando se aísla y deja de comer en familia. En caso de detectar conductas sospechosas de un trastorno alimentario, los padres deben consultar a un especialista, siendo muy importante también aceptar el hecho de que su hija está enferma. Estos padres deberán ser comprensivos, informarse bien y apoyar a su hija en el proceso de recuperación.

La anorexia nerviosa como la bulimia nerviosa pueden llevar a la muerte, por lo tanto es importante la prevención desde el ejemplo dado por los padres en el hogar respecto a la comida y la necesidad de volver a estar” con sus hijos al comer en familia.

Imagen | Fatherrays.blogspot.com


Escribe un comentario