¿Son las peras las nuevas manzanas?

peras

La pera es una fruta que ha pasado mucho tiempo a la sombra de la manzana, pero eso parece que está cambiando. Prueba del aumento de su popularidad es que cada vez hay más recetas donde se han sustituido las manzanas por peras, hasta tal punto que hay quien se refiere a esta fruta como la nueva manzana. ¿De verdad es para tanto? Aquí te contamos todo acerca de la pera, para que decidas por ti mismo.

En cuanto a nutrición, es cierto que las manzanas son fenomenales, aunque la pera tampoco se queda corta. Una pera de tamaño mediano aporta tanta vitamina C y potasio como medio vaso de zumo de naranja.

En el terreno de las calorías, la pera tan sólo aporta unas pocas más por cada 100 gramos que la manzana: 57 frente a 52, lo que la convierte en un alimento estupendo para incluir en las dietas de adelgazamiento o de mantenimiento, ya que, además, tiene propiedades saciantes gracias a su aporte de fibra (alrededor de 6 gramos en una pera mediana, o lo que es lo mismo, el 24 por ciento de la cantidad diaria recomendada).

Además de los antes mencionados vitamina C y potasio, la pera contiene otros nutrientes, aunque en cantidades más pequeñas, tales como el cobre y vitaminas del grupo B. Asimismo, debido a su aporte de antocianinas, se ha demostrado que esta fruta con forma de campana ayuda a reducir el riesgo de desarrollar diabetes tipo 2.

Cabe señalar que, para beneficiarse de todas sus propiedades mediante un consumo regular (pongamos dos o tres semanales), hay que comérselas con piel, ya que gran parte de su contenido en nutrientes se encuentra ahí. A la hora de elegirlas en el supermercado, aplica un poco de presión en el cuello de la pera. Si este cede, entonces es que está madura y lista para comérsela.


Escribe un comentario