Siete frutas, siete beneficios

Naranja, kiwi, arándanos

No cabe duda de que el consumo de fruta, sea del tipo que sea, es altamente beneficioso, pero cada una es ventajosa para un aspecto diferente del organismo. En esta ocasión, tomaremos siete de las frutas más habituales y destacaremos la principal propiedad de la que podemos beneficiarnos si la incluimos en nuestra dieta.

Pra comenzar, dos frutas pequeñas en tamaño aunque grandes en virtudes: las cerezas y las uvas. El consumo habitual de las primeras (pongamos un par de veces por semana) contribuye a calmar el sistema nervioso, mientras que las uvas relajan los vasos sanguíneos.

El melocotón, el plátano y la naranja son tres de las frutas habituales más habituales en cualquier cesta de la compra, pero ¿conocemos cuáles son sus principales beneficios? La primera es rica en potasio, fluoruro y hierro; las segundas aportan energía (por lo que son ideales para los deportistas); y la naranja, por su parte, es buena para la vista y la piel.

Concluimos este repaso con el kiwi y la piña, dos frutas cuyo consumo está especialmente recomendado para las personas de mediana edad, ya que la primera ayuda a mantener la masa ósea y la segunda previene la artritis.

Más información – ¿Por qué escoger las frutas rojas?


Escribe un comentario