Salud, digestión y cereales

 Bol de cereales

Trigo, arroz, avena, maíz… Los cereales son beneficiosos para la salud y ayudan a hacer la digestión. Pero, por qué y cómo los cereales favorecen la digestión. En el fondo se trata de una cuestión de fibras alimenticias…

Cualquiera que sea la forma de consumo, en granos, harina, sémola, caldo, copos o pasta, los cereales tienen un lugar preferente en el equilibrio alimenticio. Los cereales contienen azúcares lentos, que se utilizan como fuente de energía. Pero, aportan igualmente, vitaminas, proteínas, y muchas fibras.

El contenido en fibra los convierte en alimentos preferentes para la digestión. Efectivamente, tienen la particularidad de llegar casi intactos al colon, donde retienen el agua.

Los cereales contribuyen a aumentar el volumen y la consistencia de la masa fecal, lo que estimula las contracciones y la mucosa intestinal, facilitando su tránsito. Las fibras favorecen la actividad bacteriana en el colon, que es una forma de estimular la digestión.

Finalmente, las fibras que provienen de los cereales, de las frutas y las verduras, aceleran la sensación de saciedad, lo que provoca que se coma menos, pero mejor, y así poder prevenir el sobrepeso.

Más información – Cómo  conseguir una alimentación equilibrada


Escribe un comentario