Peso y fertilidad

52

Las mujeres que se embarazan pueden tener problemas reproductivos, dependiendo su peso corporal ya que las obesas tienen dificultades en el de embarazo, sin embargo las mujeres con bajo peso son las más perjudicadas.

Los especialistas en fertilidad llevaron a cabo un estudio de socialización de los riesgos de la salud, respecto de los problemas relacionados a la obesidad, que siempre se consideraron como más importantes, pero actualmente los riesgos para la salud se incrementa más sobre el organismo cuyo peso es delgado, y que a menudo fueron pasados ​​por alto.

Muchos especialistas son conscientes de los peligros de la obesidad, sin embargo todavía hay muy pocos que han visto los riesgos como más peligrosos cuando existe demasiada delgadez, ya que esta condición se ve potenciada en la sociedad actual a través de la influencia de los medios de comunicación, que a menudo retratan a la mujer muy delgada como la figura ideal y más hermosa, llevando a las mujeres a distintos desequilibrios orgánicos, que afectan puntualmente a los embarazos.

En una clínica de fertilidad de Chicago, se realizó un análisis de cerca de 2.500 pacientes que se sometieron a un programa de fecundación in vitro o FIV, durante un período de ocho años, en el cual los investigadores clasificaron a los pacientes en tres categorías: de muy bajo peso, normal y obeso, entre los cuales el grupo de pacientes muy delgados son los que demostraron un índice de masa corporal (IMC) de 14-18.

Alrededor del 50 por ciento del grupo de pacientes con peso normal consiguió tener hijos, los grupos de pacientes obesos, el 45 por ciento tuvieron éxito, mientras que en el grupo de pacientes que eran muy delgados, sólo alcanzaron el 34 por ciento, según los registros.

Imagen: MF


Escribe un comentario