Ojeras: por qué aparecen y cómo prevenirlas

Ojeras

Dicen que el rostro es el reflejo del alma. Y quizá sea así, pero desde un punto de vista médico, lo que dice nuestra cara es si estamos llevando unos hábitos saludables o, por el contrario, estamos sometiendo a nuestro organismo a un mayor esfuerzo del que es capaz de soportar. Una de las señales de que algo va mal la hallamos en las ojeras o bolsas.

Situadas bajo los ojos, las ojeras aparecen cuando la persona no está descansando correctamente, está sometida a demasiado estrés o no se está alimentando como debiera. Existen muchos otros factores que las pueden desencadenar, pero estos serían los principales.

Para prevenirlas, por tanto, es importante llevar una vida ordenada –sobre todo desde el punto de vista del sueño– y una dieta variada y saludable. Durmiendo ocho horas al día y comiendo alimentos beneficiosos desde una perspectiva energética –como son las verduras, las carnes, las frutas y los lácteos– estaremos haciendo un eficaz trabajo de prevención de las ojeras.

Si la prevención ya no es una solución para tu caso, siempre puedes probar con remedios naturales para bajar la hinchazón característica de este trastorno. Uno de los más eficaces es la manzanilla, una hierba con propiedades antiinflamatorias que, colocada en forma de infusión y en una compresa durante 15 minutos sobre la zona, puede hacer bajar la hinchazón.


Escribe un comentario