No es cierto que el Botox ayude a adelgazar

 Botox

Las inyecciones de Botox, preconizadas en su origen para reducir las arrugas, se desarrollan para tratar numerosos problemas que van desde la alergia primaveral a las migrañas, pasando por la incontinencia urinaria, y la pérdida de peso. Pero un estudio americano demuestra que las inyecciones gástricas prescritas para reducir el apetito en personas con sobrepeso no son eficaces.

Unas investigaciones anteriores han demostrado que las inyecciones de Botox en el estómago podían prolongar la sensación de saciedad, y reducir la masa corporal. Sin embargo, los investigadores de la Mayo Clinic americana ponen en cuestión estos resultados, en un estudio publicado en la revista Clinical Gastroenterology and Hepatology.

Los científicos americanos explican que las investigaciones precedentes no fueron realizadas debidamente. Por esta razón, se ha servido ahora de 60 personas obesas para testar los efectos de las inyecciones gástricas de Botox, al tiempo que en otros pacientes se les inyectaba un placebo.

Tras 24 semanas de tests, las personas que recibieron las inyecciones de Botox no registraron ningún tipo de mejora a nivel de la pérdida de peso.

Más información – Perder 10 kilos en dos semanas es posible


Categorías

Dietas, Salud

Fausto Ramírez

Nacido en Málaga en 1965, Fausto Antonio Ramírez es colaborador asiduo en diferentes medios de comunicación digitales. Escritor de narrativa,... Ver perfil ›

Escribe un comentario