Niños y suplementos vitaminicos

04

La mayor falacia sobre los suplementos vitamínicos para los niños es que protege contra todas las enfermedades y les proporciona una salud óptima.

Es muy importante entender la diferencia entre los suplementos vitamínicos y alimentos ricos en vitamina, ya que hoy en día las fuentes reales de alimentos, como la leche y las verduras se consumen muy poco entre los niños, que eligen los alimentos procesados y saborizados artificialmente, lo que se traduce en un cambio de gustos y en el tiempo tiende evitar los alimentos nutritivos o naturales.

Para combatir la deficiencia de nutrientes, los padres han comenzado a incorporar suplementos de la vitamina en la dieta de los niños, estos suplementos no reemplazan o sustituyen la nutrición necesaria a partir de fuentes naturales como las frutas y vegetales, sin embargo muchos médicos recomiendan suplementos vitamínicos para los niños con la intención de prevenir diversas cuestiones de salud.

Pero se debe tener muy en cuenta que el factor clave que contribuye a la utilización de suplementos de vitaminas, es cuando los niños evitan los alimentos naturales, algo que se debe revertir y no apoyarse en los suplementos como una solución permanente.

Los suplementos vitamínicos para los niños no pueden trabajar como los alimentos naturales, porque no pueden proporcionar el mismo tipo de nutrición biológica para el cuerpo de los niños, que se encuentra en constante formación.

Los niños que suplementa su alimentación con productos químicos, son más propensos a las alergias y las infecciones, ya que la mayoría de los suplementos multivitamínicos contienen productos químicos como piridoxina, ácido ascórbico, riboflavina, niacina y una mezcla de tocoferoles, todas sustancias que en el tiempo o por exceso se transforma en consecuencias tóxicas, especialmente en los lactantes y las leches de formula.

Consejo saludable: los suplementos de vitaminas para los niños se puede utilizar en casos graves y solo si lo recomienda un especialista, ya que estos suplementos se deben recomendar sobre la base de la calidad y la cantidad de ingredientes experimentados, algo esencial para garantizar la seguridad de sus hijos.

Imagen: MF


Escribe un comentario