Manzana, enemiga de diarrea

image Dentro del amplio espectro de la medicina natural, para los casos de diarrea, una condición muy desagradable que en ocasiones puede llegar a ser crónica, las manzanas han demostrado tener un efecto contundente como remedio natural, sin problemas secundarios, para los casos leves a moderados.

La pectina contenida en las manzanas es la responsable de reducir la inflamación generada en los intestinos por la condición, que puede tener distintos orígenes.

La fruta también contiene ácidos málico y tartárico, que regulan la acidez de estómago, luchando así contra otro de los males más comunes de la época y condicionante en el tiempo de ulceras estomacales.

El color vivo de la fruta cuando se encuentra en su punto justo de madurez demuestra una mayor concentración de sus compuestos disponibles para hacer frente a la afección.

Remedio casero:

Rallar una manzana sin pelar hasta la médula, deja el rallado en un plato de 15 a 20 minutos hasta que se vuelva marrón (se oxide) después comerlos.


Escribe un comentario