Los riesgos de un régimen vegetariano

 Plato de verduras

Los regímenes vegetarianos están expuestos a una serie de carencias. ¿Cuáles son estas carencias y cómo compensarlas? ¿Cuáles son las mejores fuentes de proteínas vegetales?

El régimen vegetariano consiste en nutrirse esencialmente con alimentos de origen vegetal. Ciertos productos animales está autorizados, generalmente los productos lácteos, y los huevos, pero excluyendo estrictamente la carne. Cuando no se come estrictamente ningún tipo de alimento de origen animal (carne, leche, huevos), se habla de vegetalismo, o de régimen vegetaliano.

Las carencias del régimen vegetariano

Sin carne se podría correr el riesgo de carecer de algunas proteínas. Recordemos que los aportes en proteínas dependen de aquellos que son ricos en aminoácidos (los compuestos de base de las proteínas), de los cuales algunos son esenciales, es decir que el organismo no sabe sintetizarlos y deben ser imperativamente aportados por una cantidad suficiente a través de la alimentación.

Pero los vegetales contienen aminoácidos esenciales. Por esta razón, aportan proteínas de cierto valor biológico. Por el contrario, cuidado, todas las categorías de alimentos no aportan los mismos tipos de proteínas. Por eso mismo, las legumbres y los productos derivados de los cereales no contienen los mismos aminoácidos esenciales.

Dicho de otra forma, es necesario asociar legumbres y cereales. Menor es la cantidad de productos animales autorizados en el régimen, y más necesaria es esta asociación. Esta asociación se encuentra en numerosos platos tradicionales: garbanzos y sémola en el cuscús, cocido con garbanzos y pan, arroz y legumbres, etc.

En conclusión, los vegetarianos, especialmente si consumen productos lácteos y huevos, no sufren ningún tipo de riesgo, excepto quizás una falta de hierro.

Más información – Beneficios de las dietas vegetarianas y veganas


Escribe un comentario