Los riesgos de los regímenes para adelgazar

 Régimen

Para la mayoría de la gente, seguir un régimen para adelgazar significa privarse de los alimentos preferidos. Ciertas personas se privan incluso de tomar el desayuno o de cenar con el fin de obtener un resultado más rápido.

Pero lo de menos es el nombre del régimen elegido, el peligro es inminente, porque a fuerza de desechar ciertos elementos nutritivos esenciales para el correcto funcionamiento del organismo, el cuerpo corre el riesgo de encontrarse en un estado de carencia grave.

Ciertos regímenes dan prioridad al consumo abundante de un cierto tipo de alimentos, como verduras o proteínas. Esto provoca un desequilibrio alimenticio a la larga.

Y para coronar el todo, seguir un régimen para adelgazar puede provocar un desarreglo psicológico, puesto que privarse de comida es una especie de tortura. La persona puede desarrollar desarreglos graves como bulimia o anorexia.

El mejor método para evitar el sobrepeso es adoptar un modo de alimentación sano y equilibrado. De esta forma, basta con limitar el consumo de azúcar y alimentos grasos, variar los alimentos, comer lentamente para poder saciarse rápidamente. También se desaconseja saltarse las comidas.

Más información – El aporte de proteínas en la alimentación


Escribe un comentario