Los alimentos que hinchan el vientre

vientre hinchado

Es importante comprender que para tener un cuerpo sano y una silueta estilizada, es necesario eliminar completamente los alimentos que hinchan el vientre, evidentemente hay que consumirlos con moderación. Muchos de estos productos, por ejemplo los glúcidos a base de harina blanca, pueden ser reemplazados por alimentos a base de harina integral, que es más beneficiosa para el cuerpo.

La moderación y la sustitución inteligente de ciertos productos ayuda a reducir la cintura abdominal, y a perder peso.

Panes y pasta a base de harina blanca

La harina blanca contiene glúcidos simples que proporcionan energía, pero durante un tiempo relativamente corto. Estos alimentos, consumidos en exceso, tienen tendencia acumularse en el cuerpo en forma de grasas y de kilos de más. El pan y la repostería de este tipo pueden ser reemplazados por alimentos preparados con harina integral que es rica en fibras y permite un mejor tránsito intestinal y una reducción de la tasa de colesterol y azúcar en la sangre. La harina integral tiene más beneficios para el cuerpo.

Repostería y galletas

Como la harina blanca, estos productos están considerados como glúcidos simples. La repostería y las galletas contienen muchos azúcares refinados y grasas trans, que si son consumidas en exceso, no pueden ser quemadas por el cuerpo. De esta forma, se acumulan a nivel del vientre y engordan.

Es importante saber que los productos como los buñuelos, la repostería, los cruasanes, las galletas, no aportan nutrientes, ni vitaminas o beneficios para el cuerpo. Su consumo debe por tanto ser ocasional.

Las frituras

Las patatas fritas, los nachos, y esos platos calóricos y fritos son ricos en grasas trans y en sal, sin ningún aporte nutritivo y muy calóricos. Si además de comer estos alimentos frecuentemente, se lleva un modo de vida sedentario, sin ejercicio físico y actividad, es normal que todas estas calorías y materias grasas se acumulen a nivel del vientre y en otras zonas del cuerpo como las caderas. El consumo de estos productos debe ser esporádico y jamás ser excesivo.


Escribe un comentario