Los alimentos contra el cansancio muscular

Cansancio muscular

La avena es un excelente alimento por su alto contenido en fibras que ayuda a sentirse saciado durante más tiempo, e impide comer a lo largo del día, lo que puede provocar un aumento de peso, lentitud y cansancio. Además, la harina de avena contiene vitamina B1, conocida por combatir el cansancio.

Los frutos secos, como las almendras, las nueces y las avellanas contienen muchos ácidos grasos omega 3, conocidos por combatir los síntomas de la depresión. También contienen minerales como el magnesio, el potasio, el fósforo, el calcio, el hierro, el zinc y el selenio que son antioxidantes así como proteínas y fibras que ayudan a regular el tránsito intestinal y a mejorar la musculatura.

Los glúcidos como el arroz, la pasta, la patata, el pan, las judías y la mayoría de cereales proporcionan la energía necesaria para el funcionamiento físico y mental adecuado para el cuerpo. La importante tasa de vitamina C de las naranjas y de los pimientos ofrece un plus de energía al cuerpo. Esto es debido al hecho de que esta maravillosa vitamina ayuda a reducir el cortisol, la hormona responsable del estrés y de la pérdida de energía. Una sola taza de naranjas o de pimientos rojos cortados en trozos contiene dos veces el aporte cotidiano requerido de vitamina C.

Si vuestro sistema digestivo no funciona bien, os sentiréis cansados. Así es como funciona el yogur, las bacterias que contiene regulan la digestión. El resultado es evidente, se obtiene mayor energía y dura más tiempo porque el yogur contiene más proteínas que glúcidos. Conviene comer un yogur todos los días para sentir menos cansancio crónico.

Las verduras con hojas verdes tienen un aporte calórico muy bajo y sin embargo presentan una alta tasa de vitaminas con un gran valor energético. Es importante acentuar las características de las espinacas porque tienen un alto valor nutritivo. Su alto contenido en vitamina C y en hierro hacen de este alimento un gran aliado para cargar las pilas del organismo.


Escribe un comentario