Los ocho beneficios de la leche de almendras

Leche de almendras

Recientemente, enfrentábamos a las leches vegetales contra las de origen animal. En esa comparación, pudimos comprobar que las primeras, además de no representar daño alguno para los animales, suponían más beneficios para el organismo.

Después de la de soja (cuyas ventajas también están fuera de toda duda), la leche de almendras quizá sea la más consumida en lo que se refiere a leches de origen vegetal, así que en esta ocasión veremos cuales son los ocho principales beneficios de incluirla en nuestra dieta:

  1. Ayuda al desarrollo de los niños
  2. Fortalece huesos y dientes
  3. Reduce los niveles de colesterol
  4. Reduce la tensión arterial
  5. Facilita la digestión
  6. Alivia los problemas gastrointestinales
  7. Regula el tránsito intestinal
  8. Protege el colon

Rica en calcio, potasio, magnesio y cinc, la leche de almendras es una alternativa natural, sana y equilibrada a la leche de vaca que, además, beneficia a importantes órganos y funciones del cuerpo humano, tal y como queda demostrado en la lista de arriba.

También cabe recordar que este producto –que también contiene proteínas, grasas, fibra dietética, hidratos de carbono y vitaminas– es ideal para las personas con intolerancia a la lactosa, pues otro de sus principales rasgos es que su digestión es fácil.


Escribe un comentario