Las frutas y el desayuno

Frutas en el desayuno

Un desayuno nutritivo es de vital importancia pues es el primer alimento que ingerimos después de 8 horas –aproximadamente- de ayuno, lo que determinará la energía que tendremos durante el resto del día; por otro lado la falta de desayuno puede ocasionar debilidad, falta de concentración e incluso mal humor.

Sin embargo, la cantidad de energía que recibimos durante el desayuno depende directamente de la calidad de los alimentos que elegimos, pues si consumimos café y rosquillas invertiremos una gran cantidad de energía en digerir estos pesados alimentos sin obtener todos los beneficios que podríamos con otras opciones.

Los especialistas recomiendan ingerir frutas en ayunas todos los días pues éstas requieren muy poca energía para ser digeridas y en cambio son absorbidas rápidamente por el organismo brindando energía casi de inmediato.

Otras ventajas de consumir frutas como primer alimento del día son:

  • Una mejora del estado nutricional de tu organismo.
  • Incluir gran parte del aporte diario de fibra necesario.
  • Reducir al mínimo la ingesta de grasa durante la mañana lo que ayuda a controlar tu peso de manera más fácil.
  • Obtener un mejor rendimiento físico e intelectual al proporcionarle a tu cuerpo la fructosa y glucosa necesarias para su buen funcionamiento.

Asimismo, el Dr. William Castillo, jefe de la clínica cardiológica Framington de Massachussets, indica como ventaja de incluir fruta en el desayuno el combatir enfermedades cardiacas, pues al contener flavonoides, las frutas evitan que la sangre se espese y obstruya las arterias, además de fortalecer los vasos capilares evitando ataques cardiacos.

Incluye como primer alimento del día ya sea un jugo de naranja o de varias frutas combinadas y/o alguna fruta sólida, la cual puedes agregar a un plato de yogur con avena u otros cereales con miel, para obtener todos los nutrimentos necesarios y comenzar tu día de manera eficiente.

Imagen: freephotos


Escribe un comentario