Las frutas que se deben comer en el desayuno

Fruta

Durante la mañana las frutas juegan un papel muy importante en la salud. Son ricas en azúcares naturales, y las frutas son capaces de proporcionar energía al cuerpo. Además, porque contienen mucha agua, ayudan a hidratar y eliminar los residuos gracias a su aporte en fibras. Para obtener estos tres beneficios, hidratación, energía, y mejorar el tránsito intestinal, las frutas mejor adaptadas son las siguientes:

Ciruela, pomelo, naranja, piña, plátano, manzana, fresas, kiwi, cereza, frambuesas, sandía.

Todo el mundo sabe que el desayuno es la comida más importante de la jornada. No solamente proporciona nutrientes necesarios al organismo para tener energía durante todo el día, sino que permite igualmente hidratar el cuerpo tras largas horas de sueño y de inactividad durante la noche.

Las mejores combinaciones

Lo ideal es combinar la fruta del desayuno con otros alimentos que aportan nutrientes al cuerpo y ayudan a digerir mejor durante las primeras horas del día. Se deben combinar frutas con otros alimentos que pueden cumplir la función de saciar el estómago y permitir mantenerse en activo hasta la siguiente comida sin necesidad de ningún tipo de colación.

Los alimentos que recomendamos son los siguientes:

Yogur, rebanada de pan integral, queso light, huevos, tortas de maíz o de arroz, cualquier otro alimento que aporte una dosis adaptada de glúcidos sanos.

Las frutas de temporada

La naturaleza está bien hecha y conviene saber que las frutas y alimentos de temporada adaptan mejor al consumo en función de la época del año. A lo largo del año, se pueden comprar frutas de temporada en los supermercados. Comer frutas de temporada es esencial porque, además de ser menos caras que las otras, estarán más maduras, tendrán mejor sabor y aportarán el cuerpo las vitaminas que se necesitan en invierno o en verano.

También conviene tener en cuenta la llamada de la naturaleza. A veces el cuerpo pide una fruta en particular u os dais cuenta de que una fruta os satisface mucho. Es importante reconocer este fenómeno y seguir el deseo. Estos alimentos o frutas, que el cuerpo pide, aportan seguramente las vitaminas que se necesitan en ese momento preciso del año.


Escribe un comentario