La sal aumenta los riesgos de osteoporosis y de cálculos renales

 Sal

Desde hace tiempo los médicos y nutricionistas nos advierten sobre los riesgos de mantener una alimentación demasiado rica en sal y demasiado ácida, cuyas consecuencias nefastas para el organismo son enormes.

Esta vez, unos investigadores de la Universidad de Alberta en Canadá acaban de demostrar la existencia de una proteína que controla la absorción y la secreción de sodio y de calcio de manera simultánea. Los científicos explican que cuando nuestro organismo se desprende el sodio a través de la orina, también se están desprendiendo de calcio, de manera simultánea.

Este resultado es muy importante puesto que cada vez aportamos más cantidad de sodio al organismo a través de la alimentación, lo que significa que eliminamos cada vez más cantidad de calcio. Estos estudios recomiendan por lo tanto una alimentación menos rica en sal.

Para los investigadores, estos trabajos muestran que la relación entre el sodio y el calcio es real, y explican así por qué una alimentación rica en sal aumenta el riesgo de osteoporosis y de cálculos renales. Estos resultados podrían igualmente explicar por qué un suplemento en calcio no es suficiente para prevenir las fracturas óseas.

Más información – Las virtudes de las bayas de goji


Categorías

Nutrición

Fausto Ramírez

Nacido en Málaga en 1965, Fausto Antonio Ramírez es colaborador asiduo en diferentes medios de comunicación digitales. Escritor de narrativa,... Ver perfil ›

Escribe un comentario