La piña, una fruta excelente para la salud después de Navidad

 Piña

La piña contiene, entre otras muchas cosas, bromelina. Se trata de una enzima utilizada para el tratamiento de las carnes y las pieles, puesto que permite que se ablanden. La bromelina se encuentra sobre todo en el tallo de la piña. Esta fruta también contienen una alta tasa de provitamina A, de 10 a 29 g por cada 100 g. Además, cuanto más madura está, mayor es el contenido en provitamina.

La vitamina C puede estar presente hasta en 18 mg por cada 100 g de piña. También encontramos polifenoles, conocidos por sus propiedades antioxidantes. La piña es una fruta bastante energética, del orden de 52 Kcal por cada 100 g. Pero cuidado con el zumo de piña, puesto que algunos suelen contener azúcares añadidos.

Esta fruta exótica contiene unos 300 g de minerales. Cuando está fresca, su zumo y su pulpa contienen manganeso, muy útil para combatir los radicales libres. El cobre también forma parte de los beneficios de la piña, porque es necesario para la producción de colágeno y de hemoglobina en el organismo. También ayuda a las otras sustancias minerales a combatir los radicales libres.

Estos aportes nutritivos, los prótidos, están presentes en muy poca cantidad, sólo 0,5 g. En cuanto a los glúcidos, estos representan 11,6 g por cada 100 g de piña. Los lípidos son casi inexistentes, con 0,2 g por cada 100 g. Esta fruta también presenta una alta tasa de fibras, 1,4 g por cada 100 g, lo que la hace ser un excelente alimento para el tránsito intestinal.

 Más información – La piña, una fruta ideal con múltiples beneficios


Categorías

Nutrición

Fausto Ramírez

Nacido en Málaga en 1965, Fausto Antonio Ramírez es colaborador asiduo en diferentes medios de comunicación digitales. Escritor de narrativa,... Ver perfil ›

Escribe un comentario