La importancia de incluir fibra en cada comida

Semillas-de-chia

Si te sientes hinchado, tienes gases y no recuerdas la última vez que hiciste de vientre, es muy posible que necesites una mayor presencia de fibra en tu dieta y reducir o eliminar el consumo de alimentos procesados.

Olvídate de los remedios milagrosos, lo único que necesitas para aliviar la hinchazón de viente es incluir fibra en todas las comidas del día. Recuperarás tu vitalidad y te sentirás más ligero y preparado para afrontar lo que sea.

Además de disfrutar de un buen tránsito intestinal, promoverás la pérdida de peso. Recordemos que la fibra tiene un efecto saciante que nos ayuda a recortar el número de calorías diarias.

Para asegurarnos de que estamos aportando la cantidad de fibra suficiente a nuestro organismo (que en adultos es de 25-30 gramos diarios), debemos sacar partido de todos los alimentos que tenemos a nuestro alcance. El consumo de verdura, legumbres, fruta, frutos secos, semillas y granos enteros ha de convertirse en una costumbre.

Si ya ingieres fruta y verdura de manera regular, las semillas pueden darte ese aporte de fibra extra que te hace falta para despedirte de la hinchazón de una vez por todas. Si horneas tu propio pan, asegúrate de añadirle un buen puñado, aunque lo más sencillo es buscar pan con semillas en tu panadería. Pon también algunas en tus batidos, ensaladas y, como no, en el bol de avena del desayuno.

Incluir una ciruela en el almuerzo es otro truco infalible para alejar el fantasma del estreñimiento a la vez que nos acercamos a la cantidad diaria de fibra recomendada.


Escribe un comentario