La guanábana: un dulce y saludable fruto

Fruto del guanábano

La guanábana, también llamada graviola, es el fruto del árbol del guanábano, originario del Caribe, México y centro y sur de América. Su color es verde y se encuentra cubierto por espinas suaves y por una cáscara también suave.

El sabor del fruto es dulce llegando a ser ligeramente ácido, por lo que es ideal para preparar jugos o aguas de sabor que presentan un delicioso sabor. También puede consumirse solo, o preparado en sorbetes, dulces y tartas con lo que se obtiene un postre nutritivo y muy saludable.

De acuerdo a algunos estudios, se cree que la anonacina –un compuesto presente en este fruto- podría tener efectos anticancerígenos en el organismo y, aunque esto no ha sido comprobado científicamente, su consumo lejos de afectar podría beneficiar enormemente pues también ayuda a contrarrestar otros males.

Entre sus beneficios se encuentra el funcionar como agente anti-microbial contra infecciones provocadas por bacterias y hongos, además de combatir parásitos internos y de regular la presión arterial alta. De igual forma ayuda a tratar desórdenes nerviosos como la depresión, la tensión y el estrés.

En diversas partes de América se utiliza el té de guanábana contra la diabetes, las reumas y la artritis, y también puede ser auxiliar en combatir la diarrea, la fiebre, el insomnio y los efectos de la gripe común.

En cuanto al cáncer, aunque se cree que destruye las células malignas sin afectar las células sanas de aproximadamente 12 tipos de cáncer, de ninguna manera se sugiere que se utilice como único remedio contra esta enfermedad pues sus efectos aún no han sido probados. No obstante, el ingerir jugo y agua de guanábana regularmente puede ser conveniente pues de cualquier forma esto ayuda a la salud general del organismo.

Imagen: flickr


Escribe un comentario