La alimentación vegana

 Habas

La alimentación vegana suele confundirse con la alimentación vegetariana, y sin embargo son cosas bien diferentes. En el segundo caso, la carne y el pescado están excluidas de la alimentación, pero los huevos y los productos lácteos se pueden consumir.

Sin embargo, los veganos no comen ningún alimento de origen animal, lo que excluye también los lácteos, y los huevos. Se trata pues de defender la causa animal de cara a la ganadería intensiva de animales destinados al consumo y que por lo tanto, deben cesar.

Es otra forma de actuar en favor del medioambiente y luchar contra el hambre en el mundo. Más de 750 millones de toneladas de cereales son efecto destinadas a los animales de ganadería, mientras que hay más de 850 millones de personas que sufren por culpa del hambre en el mundo.

Se suele decir que ser vegano conlleva ciertos desequilibrios alimenticios, lo que es falso si se respetan los cuatro grupos de alimentos que se deben consumir cada día.

Las carencias eventuales de vitamina B12 o de hierro se evitan gracias a la levadura de cerveza, y al consumo de frutas y verduras ricas en vitamina C, que permiten absorber correctamente el hierro de las verduras cuando van combinadas.

En cuanto a la vitamina D, basta con exponerse al sol a diario para evitar la carencia. Una alimentación diversificada no implica carencias y aporta lo necesario a nuestro organismo para estar en perfecta salud.

 Más información – Los beneficios de la cocina vegetariana


Escribe un comentario