Imanes contra la depresion

image Los imanes pueden ser la clave para el tratamiento de la depresión, en personas que no han respondido a los medicamentos, ya que un estudio ha encontrado que las personas que usaban imanes aplicados a la cabeza para activar determinadas partes del cerebro, fueron más propensos a superar la depresión, que aquellos tratados con un dispositivo sin un imán.

La investigación fue llevada a cabo por un equipo de la Universidad Médica de Carolina del Sur, en Estados Unidos, en la que participaron 190 personas que estaban deprimidas y que no habían respondido a la medicación.

Casi la mitad fueron asignados al azar para recibir terapia de estimulación magnética transcraneal que implicaba usar un casco como el dispositivo al que se aplica una corriente magnética en la parte delantera del cerebro durante unos 37 minutos al día por tres semanas.

Como resultado la estimulación magnética transcraneal tuvo cuatro veces más probabilidades de tratar con éxito la depresión.


Escribe un comentario