Grasas, tipos e importancia para la salud

oil

La función principal de las grasas en el organismo es para reparación y funcionamiento, así como también para el crecimiento y desarrollo del cuerpo, ya que ofrece aislamiento y amortiguación a los órganos vitales, además de intervenir en la transmisión nerviosa, la producción hormonal y el funcionamiento del cerebro.

La grasa se pueden clasificar en tres categorías:

* Grasas monoinsaturadas

* Grasas poliinsaturadas

* Grasas saturadas

Las grasas nutricionales se encuentran en alimentos como el aguacate, aceites, dulces, chocolates, productos lácteos, bollería y la mantequilla, pero algunas grasas son saludables y otras no, por ello debemos comprender que los distintos tipos de grasas tienen efectos diferentes sobre el peso y la salud orgánica.

Hay dos lugares donde se pueden acumular las grasas, ya que se puede almacenar alrededor de los órganos (visceral) o bajo la piel (vía subcutánea), teniendo cada una diferentes velocidades para quemarse en función de su estructura molecular. La grasa se almacena como una molécula de triglicérido en cuatro partes, una como glicerol y tres moléculas de ácidos grasos.

Grasas monoinsaturadas

Estas grasas son generalmente altas en vitamina E y se encuentran en alimentos tales como semillas de calabaza, semillas de sésamo, castañas de cajú, almendras, aguacate, aceite de oliva y las aceitunas. Proporcionan los ácidos grasos esenciales que se cree pueden bajar el colesterol y ayudan en la reducción de las enfermedades cardiacas.

Consejo: Trate de limitar la ingesta de grasas saturadas y consumir más grasas monosaturadas.

Grasas poliinsaturadas

Estas grasas incluyen los ácidos grasos esenciales omega-3 y omega-6 que luchan contra la enfermedad cardiaca coronaria, siendo por lo general, líquidas a temperatura ambiente, las grasas poliinsaturadas se encuentran en fuentes como el pescado, girasol y aceites vegetales, cártamo, soya y maíz.

Las grasas saturadas

Las grasas saturadas son sólidas a temperatura ambiente y provienen de fuentes tales como el cacao (chocolate), el aceite de almendra de palma, aceite de palma y aceite de coco, pero la mayoría de estas grasas se encuentran en fuentes animales.

Imagen: Flickr


Escribe un comentario