La fresa, una de los mejores alimentos para cuidar la piel

Fresas

El estado de nuestra piel es el resultado de las diversas actividades que componen nuestro estilo de vida. Y es que la mayor parte de las cosas que hacemos, por no decir todas, afectan, o pueden afectar, tanto positiva como negativamente, a la piel: nuestro estado de ánimo, la práctica de ejercicio, los lugares que frecuentamos y por supuesto, la alimentación.

De esta forma, a nadie le sorprenderá que una de las formas más eficaces de mantener una piel perfecta y saludable sea a través de una dieta sana y equilibrada. Sin embargo, existen unos alimentos más beneficiosos que otros para esta tarea. Y uno de ellos es la fresa.

La fresa es una fruta, y como tal ayuda a cuidar la piel, pero en este caso sus altos niveles de antioxidantes la convierten en una de las más recomendables, si no la que más, dentro de este grupo alimentario, pues se ha probado que su ingesta es una excelente forma de mantener la piel en buen estado e incluso rejuvenecerla.

Ricas en ácido ascórbico y vitamina C, las fresas, además de por su excelente sabor (están especialmente deliciosas licuadas con leche desnatada), destacan por ser uno de esos alimentos fundamentales a la hora de mantener una piel saludable.


Escribe un comentario