Cinco comidas que combaten y previenen la flacidez

Yogur griego

La flacidez es una de las consecuencias derivadas de la mala alimentación, por lo que para combatirla lo primero que hay que hacer es cambiar los hábitos alimentarios. Una vez hecho esto, la elección de determinadas comidas por encima de otras pueden ayudarnos a prevenir su aparición o a eliminarla en el caso de que ya haya hecho acto de presencia.

Tras el salto, ofreceremos los nombres de cinco alimentos que, consumidos de manera regular, hacen que el organismo queme un mayor número de calorías, lo que es útil para prevenir y combatir la flacidez desde dentro.

Té verde: Uno de los ingredientes de esta bebida es la cafeína, la cual es un estimulante que actúa elevando la frecuencia cardíaca. Esto obliga al cuerpo a quemar calorías de manera más rápida. Además, el té verde contiene una serie de sustancias que ayudan a eliminar la grasa acumulada en el vientre.

Yogur: La forma en que actúa el yogur es distinta al té verde, aunque igual de interesante en lo que se refiere a la flacidez. Este producto lácteo es ideal para la prevención, ya que sus probióticos ayudan a reducir la cantidad de grasa que absorbe el cuerpo.

Café: Al igual que sucede con el té verde, su cafeína estimula el metabolismo. Esta sustancia también es capaz de activar lo que se conoce como lipólisis: la descomposición de la grasa.

Pimientos picantes: La capsaicina es la responsable de su sabor picante, pero este componente tiene otra característica que lo hace ideal para la prevención de la flacidez: estimula el metabolismo. Además, eleva la temperatura corporal, lo que supone un pequeño empujón a la hora de quemar calorías.

Pollo y pescado: Comer proteínas magras, como las del pollo y el pescado, hace que el cuerpo invierta más energía en su digestión que si fuesen carbohidratos y grasas, lo que mantiene el metabolismo trabajando durante más tiempo y hace que se quemen más calorías.

Más información – Comer en sano en siete pasos


Escribe un comentario