Fibra soluble, contra los problemas digestivos

image La fibra soluble puede ayudar a reducir naturalmente muchos de los problemas digestivos, previniendo el estreñimiento y los espasmos, pero se debe tener cuidado con otro tipos de fibra que en función de la cantidad que se consuma puede tener efectos contraproducentes.

En la diarrea la fibra puede concretar y frenar el paso de las heces, pero algunas personas con Sindrome de Intestino Irritable también pueden padecer estreñimiento y en este caso la fibra puede ablandar las heces, haciéndolas más fáciles de pasar.

La fibra soluble más adecuada es la que se encuentra en las verduras, como las papas y algunas frutas (manzanas y cítricos), frijoles, avena y cebada.

La fibra insoluble también puede ser útil para el estreñimiento, siendo buenas fuentes de la misma el salvado de trigo, granos integrales, cereales, semillas, así como la piel de muchas frutas y verduras.

Los suplementos de fibra puede pueden ser una opción pero pueden traer efectos secundarios como gases e hinchazón en un primer momento, pero pronto se calman.


Un comentario

  1.   me parecio interesante dijo

    me podes dar una receta con un plato principal con dos guarniciones que aporten gran cantidad de fibra soluble bueno espero tu repuesta y gracias

Escribe un comentario