Duraznos y mangos para mejorar la fertilidad masculina

03

Para aquellos que se acaban de casar o quieren tener hijos de inmediato, una investigación en la Universidad de Western Australia (UWA) y la Universidad de Monash podría brindarle una referencia importante, ya que sus investigadores confirmaron que los hombres que consumen albaricoques (duraznos) y mangos tienen espermatozoides más fuertes y una alta tasa de fecundidad.

De acuerdo con Sydney Morning Herald los resultados de un estudio publicado en la prestigiosa revista Ecology Letters demostró que las frutas tienen alto contenido de antioxidantes y el esperma masculino está lleno de antioxidantes los cuales le brindan una alta probabilidad de fertilizar sus óvulos, dijo Leigh Simmon, Profesor de Biología Evolutiva de Winthrop UWA, quien dirigió la investigación.

Sin embargo los hombres que quieren espermatozoides más fuertes no sólo deben comer albaricoques y mangos, sino también pueden rutinariamente beber una taza de té cada día o comer otros alimentos ricos en vitamina E y beta-caroteno, como por ejemplo las calabazas, zanahorias, espinacas, perejil, aceites vegetales, aguacates, nueces, y algunos otros granos.

El semen se ve reforzado por los antioxidantes que han demostrado combatir los radicales libres en el cuerpo de su pareja femenina. Otro investigador de la Escuela de la Universidad de Monash de Ciencias Biológicas, mencionó que la presencia de antioxidantes en los espermatozoides masculinos es la misma calidad que los contenidos en los alimentos infantiles. Como resultado los espermatozoides que contiene una gran cantidad de la sustancia, se la garantizan al futuro bebé.

La nutrición y la fertilidad se encuentran íntimamente ligadas según los últimos estudios realizados y en la actualidad la ciencia cada vez más se concentra en los alcances de una nutrición natural tanto para la prevención como para el tratamiento de un gran numero de enfermedades.

 

Imagen: flickr


Escribe un comentario