Dos alimentos que se deben consumir en invierno

 Nueces

La calabaza posee muchas virtudes y es ideal para la salud y el bienestar del organismo. Concretamente contiene carotenoides y antioxidantes. Los betacarotenos que la forman refuerzan el sistema inmunitario, que tiene tendencia a debilitarse en período invernal.

Gracias a la tasa elevada de antioxidantes contenida en esta verdura, se protege el cuerpo de los radicales libres. También ofrece una protección intensa a nivel de la retina, el ojo y la mácula, lo que evita la catarata y de la degeneración macular.

Gracias a su cáscara, la nuez contiene ácidos grasos poliinsaturados, que actúan favorablemente sobre la salud. Estas “grasas buenas” son beneficiosas para el organismo. También contribuyen a reducir la tasa de colesterol LDL y los lípidos de la sangre.

La nuez se caracteriza, entre otras cosas, por una tasa elevada de antioxidantes que protegen de los radicales libres. Estos últimos tienen efectos nefastos sobre la juventud y la belleza de la piel, y puede provocar cáncer.

Finalmente, la nuez tiene mucha fibra y magnesio, dos elementos nutritivos que protegen el organismo.

Más información – Los siete beneficios de las nueces


Escribe un comentario