Cosas que se deben y no se deben comer para reducir la grasa abdominal

Vientre

Son muchas las personas a las que les gustaría reducir la grasa abdominal, especialmente en esta época del año, cuando unos milímetros menos de cintura pueden ayudar enormemente a que el traje de baño resulte más favorecedor.

Los siguientes son alimentos desempeñan un papel protagonista a la hora de que el vientre luzca plano o, por el contrario, se mueste voluminoso e hinchado. Toma nota de las cosas que debes y no debes comer si te preocupa esta parte de tu cuerpo.

Lo que debes comer

Convierte a los ácidos grasos monoinsaturados (aguacate, frutos secos, semillas, aceite de oliva…) en parte de tu dieta diaria, aunque controlando las porciones, ya que son altos en calorías. Ingiere también siempre algo de piña (por ejemplo durante el almuerzo), ya que contiene una enzima que facilita la digestión y previene la hinchazón.

Los arándanos –así como la mayoría de las bayas–, la pera, los granos enteros, las alubias y la verdura tampoco deben faltar en tu dieta debido a que promueven el vientre plano y mantienen la sensación de saciedad por más tiempo.

Lo que no debes comer

Las grasas trans son uno de los mayores enemigos del vientre plano. Se encuentran en muchos alimentos procesados, como la bollería industrial, el fast food y las sopas y salsas preparadas. Evita también abusar de los refrescos (un par a la semana como mucho) y trata de limitar el azúcar, los carbohidratos simples (pan blanco) y las bebidas alcohólicas.

Si además mantienes a raya la ingesta de productos lácteos (yogures, queso…), que tienden a causar hinchazón, tendrás muchas posibilidades de reducir la grasa abdominal únicamente a través de la alimentación.


Escribe un comentario