Controversia con las bebidas energéticas

bebida-energetica

El agotamiento, el estar cansado, la fatiga se puede solventar tomando una bebida energética, un chute de energía extra que puede alterar nuestro organismo en cuestión de minutos. Sin embargo, este tipo de bebidas pueden ser muy perjudiciales si se abusa de ellas.

Podemos sufrir desde arritmias cardíacas e insomnio incluso crisis de pánico. Muchas de estas bebidas se pusieron de moda hace años gracias a las grandes campañas de marketing pero éstas no reflejaban lo daños que pueden causar a lo largo del tiempo. Los problemas de salud que se ven directamente relacionados con el consumo de estas bebidas energéticas van en aumento. Desde alteraciones en el organismo, arritmias o ataques cardíacos que pueden desembocar en la muerte. Aunque en muchos casos, estas bebidas energéticas no son las únicas culpables sino que son un añadido junto a otras sustancias que pueden provocar este trágico final.

El uso de estas bebidas está destinado para aliviar el cansancio y la falta de sueño y se suele consumir antes de realizar trabajo físico o en un ambiente nocturno de fiesta.

Distintos tipos de bebidas energéticas

  • Isotónicas o deportivas. Este tipo de bebidas no debe confundirse con el otro tipo de bebidas más dañinas. Están indicadas para dar energía a través de sus sales minerales, carbohidratos y agua. Perfectas para reponer el líquido y los azúcares que se queman durante la sudoración.
  • Estimulantes. Este tipo incrementan la energía física y mental debido a las sustancias psicoactivas. Maquillan la fatiga, confunden al cuerpo y al sistema nervioso. El problema reside cuando se toman de una forma abusiva o sin necesidad.

¿Por qué nos estimulan?

Las sustancias que encontramos en este tipo de bebidas suelen ser las mismas en casi todas, entre las más comunes encontramos:

  • Cafeína: Esta sustancia como bien sabemos estimula el sistema nervioso y aumenta la resistencia en esfuerzos físicos.
  • Taurina: Con ella estimularás la potencia del corazón y disminuye la presión arterial.
  • Guaraná: Esta sustancia contiene siete veces más cafeína el café, una gran competidora.
  • Creatina: Se aumenta la masa muscular y mejora así el rendimiento físico.
  • Los triglicéridos de cadena media: favorecen la producción de energía.

 

Debemos tener en cuenta…

Como comentábamos consumir altos niveles de estas sustancias puede provocarnos insomnio, problemas digestivos, ansiedad, arritmias, cambios de humor o agresividad. Por ello, es muy importante no mezclar estas bebidas con alcohol, porque los dos se caracterizan por estimular el organismo aunque lo hacen de manera diferente.

La bebida energética enmascararía los efectos del alcohol potenciando las posibilidades de padecer todos los malestares que comentábamos anteriormente, por ello, recomendamos un consumo responsable.


Escribe un comentario