Consejos saludables, para mantener los huesos sanos

01

La mejor forma de mantener la salud de los huesos es tomar medidas preventivas, que retrasen la pérdida ósea, siendo el aliado nutricional más recomendado, el Calcio, por lo cual siempre el primer nutriente a incluir en toda dieta es este mineral, que cumple muchas funciones importantes en nuestra salud general.

La inclusión de calcio en la dieta para los adultos de 19 a 70 años según el Instituto de Medicina recomienda es de 1.000 miligramos (mg) de calcio al día para los hombres y la recomendación aumenta a 1.200 mg al día para las mujeres.

Las fuentes dietéticas de calcio incluyen productos lácteos, almendras, brócoli, col rizada, el salmón enlatado con espinas, las sardinas y productos de soya, como el tofu, pero si le resulta difícil obtener suficiente calcio de su dieta, consulte a su médico acerca de los suplementos de calcio más adecuados para su caso individual.

Otro nutriente a tener muy en cuenta el la vitamina D, cuyas necesidades para los adultos de 19 a 70 años, es de 600 unidades internacionales (UI) de vitamina D al día y la recomendación aumenta a 800 UI al día para adultos de 71 años en adelante, aunque muchas personas consumen cantidades adecuadas de vitamina D proveniente de la luz solar, esta no es recomendable para todo el mundo, debiendo recurrir a otras fuentes de vitamina D, como lo son los pescados grasos (atún y las sardinas), yema de huevo, leche fortificada y los suplementos de vitamina D.

Incluir la actividad física como rutina diaria, es la mejor opción para lograr huesos fuertes, siendo los ejercicios más recomendados los realizados con peso, caminar, trotar, tenis y subir escaleras, los cuales van a retrasar en gran medida la pérdida ósea de forma natural.

Imagen: Flickr


Escribe un comentario