Consejos para un vientre plano antes del verano

 Vientre plano

Un vientre plano implica una serie de ejercicios físicos. Se trata pues del momento de ponerse a ello, si queréis estar listos para este verano. Y todo es bueno para trabajar los abdominales. Si no tenéis tiempo de ir frecuentemente a un gimnasio, aprovechad del trayecto a vuestro trabajo para poneros a ello.

Primeramente, realizad una parte del camino a pie, todos los días. Si trabajáis en un piso superior, dejad el ascensor y subid las escaleras sobre la planta de los pies. Una vez en casa, podéis efectuar los ejercicios de abdominales habituales: tumbaos sobre la espalda, las manos en la cabeza y las rodillas flexionadas. Remontad después el busto en dirección hacia las rodillas. Comenzad por una serie de 10 y aumentar la cadencia posteriormente.

Tres comidas al día son suficientes para estar en forma y mantener una buena salud. Inútil pues de comer entre comidas con el pretexto de que tenéis hambre. Eventualmente podéis tomar una merienda a media tarde, pero en ese caso, comed solamente una fruta o un yogurt.

Es muy importante no saltarse ninguna comida. El desayuno es la comida más importante del día, y debe ser rica en proteínas. Podéis entonces dejar de lado los cereales, y optar por comer jamón, un huevo o una pechuga de pollo, como complemento de una tostada.

Más información – Consejos nutritivos para adelgazar fácilmente


Categorías

Nutrición

Fausto Ramírez

Nacido en Málaga en 1965, Fausto Antonio Ramírez es colaborador asiduo en diferentes medios de comunicación digitales. Escritor de narrativa,... Ver perfil ›

Escribe un comentario