Compra inteligentemente en el supermercado

Supermercado

Es un hecho que si tenemos alimentos en nuestro hogar que representan una tentación, eventualmente cederemos y comeremos más de lo que pretendíamos.

Por esto, el elegir adecuadamente los productos que compraremos desde el supermercado es la mejor estrategia para evitar consumir alimentos llenos de azúcar, sal y grasas.

A continuación algunos consejos para lograr esto:

1) Elabora una lista.- Es indispensable llevar una lista de los productos estrictamente necesarios que requerirás para preparar todos los alimentos de tu menú semanal –aunque también puedes agregar un par de premios para el fin de semana, pero ¡sólo un par!-.

2) Come algo antes.- Si llegas con hambre al supermercado, seguramente se te antojará todo lo que veas y comprarás el doble; en cambio, si vas con el estómago lleno, sólo comprarás lo que esté incluido en tu lista.

3) Velocidad.- No pases horas en la tienda, pues esto incrementa el riesgo de comprar de más. Establece un tiempo razonable y divide tu tiempo en 3 tercios: Pasa 1/3 en el área de frutas y verduras; 1/3 tercio en los cereales y lácteos; y 1/3 en los alimentos congelados y carnes.

4) No pruebes la comida de muestra.- Mastica un chicle o disfruta de una pastilla para evitar esas muestras que sólo te abrirán el apetito y que agregarán más calorías a tu dieta.

5) Evita la panadería.- Si no es algo que hayas incluido en tu menú, aléjate de la panadería pues esos aromas deliciosos pueden tentarte demasiado.

6) Alimentos congelados.- Siempre es bueno contemplar algunos alimentos congelados por si un día llegas a casa sin ánimos de cocinar algo más elaborado.

7) Revisa las etiquetas nutricionales.- Si tienes la opción de elegir dos productos similares, revisa cuál presenta los niveles menores de grasa y sodio y los niveles más altos de fibra.

8) Menos carnes.- Otorga un papel estelar a las leguminosas, pastas y ensaladas, y utiliza la carne como guarnición de estos alimentos en cantidades mínimas (con lo que ahorrarás dinero, calorías y toxinas).

Fuente: Weight Watchers Semanal

Imagen: flickr


Escribe un comentario