Celebraciones navideñas: ¿engordan las bebidas alcohólicas?

Envases de alcohol
La Navidad es un período del año plagado de comidas y cenas familiares, de trabajo y con amigos, en las que, en la mayoría de los casos, las bebidas alcohólicas son uno de los principales motores de la celebración.

Si durante estas fiestas has estado abusando del alcohol, o como mínimo tomando alguna que otra copa en cada una de las comidas a las que has sido invitado, es posible que, ahora que la Navidad se despide, hayas comenzado a preguntarte qué consecuencias tendrá sobre tu organismo y, sobre todo, sobre tu peso.

Pues bien, la respuesta a si las bebidas alcohólicas engordan es un rotundo “sí”, aunque no todas por igual. Si eres de licores dulces, debes saber que has estado ingiriendo 383 kcal por cada 100 ml, mientras que el whisky aporta 244 kcal, el vino blanco 85 kcal, el vino rosado 74 kcal y el vino tinto y el cava 65 kcal.

Por su parte, otras bebidas muy consumidas durante la Navidad, como son el vino seco, la cerveza o la sidra, tienen un aporte calórico algo inferior a las anteriormente señaladas, ya que contienen menos alcohol.

Sea como sea, si tenemos en cuenta que una persona necesita al día entre 2.000 y 2.500 kcal, es sencillo llegar a la conclusión de que las bebidas alcohólicas engordan. De este modo, es recomendable beber siempre con moderación y tener en cuenta que, al mezclarlas con refrescos carbonatados, se convierten en auténticas bomba calóricas que pueden hacernos ganar algún kilo que otro si no vamos con cuidado.


Escribe un comentario