Bebes, lactancia y salud

03

Sin discusión la leche materna es el alimento ideal para un bebé, ya que posee la correcta formula nutricional biológica y los líquidos que un recién nacidos necesita y no solo para estimular el correcto desarrollo orgánico, sin que además le brinda protección ante las enfermedades.

Dentro de la gran variedad de beneficios saludables que ofrece la lactancia materna podemos enumerar:

  • La leche materna protege contra las infecciones de distinta naturaleza, ya que en promedio, los bebés amamantados son menos propensos a ellas durante los primeros años de vida.
  • La lactancia ofrece mayor protección al sistema digestivo, así que evita o protege por ejemplo de la diarrea, condición que puede llevar a un gran riesgo para el bebé en cuanto a deshidratación, así como también disminuye los episodios de vómitos.
  • A nivel respiratorio evita infecciones y permite una recuperación mucho más rápida ante los resfríos, alejando las complicaciones que pueden derivar en problemas mucho mas graves, como el asma.
  • La lactancia reduce el riesgo de muerte súbita, ya que existe gran evidencia sobre este síndrome y una menor incidencia en los bebés amamantados.
  • Desarrolla la inteligencia, así lo informó un estudio realizado en base a pruebas de inteligencia infantil, demostrando un mayor coeficiente los niños que habían sido amamantados, en comparación a los que habían sido alimentados con biberón.
  • La leche materna también ofrece ventajas a largo plazo para la salud del niño y de la madre, en promedio los problemas de salud más tarde en la vida son menos comunes los niños amamantados.

Estas son algunas condiciones sobre las que actúa benéficamente la leche materna:

  • Obesidad y el sobrepeso
  • Hipertensión
  • Nivel alto de colesterol
  • Eczema
  • Diabetes
  • Leucemia
  • Asma

Consejo Saludable: Se debe tener muy en cuenta que la lactancia materna exclusiva durante los primeros seis meses de vida, es cuando proporciona el máximo beneficio.


Escribe un comentario