Barriga cervecera, mito o realidad

 Vientre

Un estudio científico realizado conjuntamente por alemanes y suecos sobre 19.941 personas demuestra que el consumo de cerveza no justifica por sí sola una barriga “cervecera”. El consumo de cerveza y la barriga desmesurada no están forzosamente relacionados.

El estudio en cuestión ha sido publicado en el European Journal of Clinical Nutrition. Los investigadores han seguido durante cuatro años a 19.941 alemanes y alemanas, tomando regularmente las medidas de sus cinturas, su peso y el volumen de sus caderas. Todos debían hacer la lista de su consumo de líquidos y de sólidos.

Las mujeres fueron clasificadas en cuatros categorías: desde las no bebedoras de cerveza a las consumidoras moderadas (a saber, 250 ml de cerveza al día). Los hombres fueron repartidos en cinco categorías: desde los no bebedores de cerveza a los grandes consumidores (el consumidor moderado bebe entre 500 y 1000 ml de cerveza al día).

De todo este estudio se saca la conclusión de que la cerveza no se localiza en el vientre. Un aumento de peso se constata, pero en general no concierne únicamente al consumido de cerveza. Se trata más bien de la adiposidad corporal global la que aumenta.

Al parecer, el vientre de cerveza es un problema genético que se centraría más en los hombres que en las mujeres.

Más información – Beneficios de tomar cerveza


Categorías

Nutrición

Fausto Ramírez

Nacido en Málaga en 1965, Fausto Antonio Ramírez es colaborador asiduo en diferentes medios de comunicación digitales. Escritor de narrativa,... Ver perfil ›

Escribe un comentario