Alimentación para combatir el estrés

 Frutos secos

En los momentos de estrés, más vale tener un sistema nervioso y un cerebro cuyas células estén bien nutridas. Para ello, es necesario vigilar los aportes de ácidos grasos esenciales, y los de los azúcares lentos, que en definitiva es el carburante número uno del cerebro. Veamos pues la correcta alimentación para combatir el estrés.

Las vitaminas B también son importantes, al igual que los minerales, el magnesio, el calcio y el selenio… y por supuesto los aminoácidos, que son los que el cuerpo utiliza para fabricar los neurotransmisores.

Los alimentos a los que se debe dar prioridad son los siguientes:

Las verduras: el aguacate para los ácidos grasos, las verduras verdes (espinacas, col, puerro, apio) para los minerales, las legumbres (judías, lentejas, faves) para las vitaminas B.

Las frutas: piña, cítricos, manzana, pera, plátano, para los azúcares.

Los frutos secos: Almendra, avellana, nuez y los frutos deshidratados (higo, dátiles) que aportan las vitaminas del grupo B, selenio, magnesio, y azúcares lentos.

Los alimentos con proteínas: optar por los pescados grasos o semigrasos (atún, salmón, sardina, caballa), los huevos, moluscos, y aves. Cuidado con las grasas escondidas (charcutería, carnes grasas) porque el estrés favorece la formación de placas de ateroma en las arterias.

Los lácteos: para beneficiarse del calcio y de otros minerales, sin absorber demasiadas grasas saturadas, más vale consumir queso fresco, yogur. Por último, no nos olvidemos que el chocolate es una buena fuente de magnesio.

Más información – Semillas de Chia, beneficios dietéticos


Categorías

Nutrición

Fausto Ramírez

Nacido en Málaga en 1965, Fausto Antonio Ramírez es colaborador asiduo en diferentes medios de comunicación digitales. Escritor de narrativa,... Ver perfil ›

Escribe un comentario