Ajo; para prevenir la osteoartritis

01

La osteoartritis es un tipo de enfermedad reumática que ataca las articulaciones, especialmente la rodilla, la cadera y la columna vertebral, cuyo riesgo aumenta con la edad, aunque existen muchos otros factores que también influyen en ella, como lo son el peso y la dieta.

El dolor en las articulaciones provocado por la osteoartritis se produce cuando hay un fallo en el sistema inmunológico, donde el mismo en vez de cumplir con sus funciones defensivas sobre los agentes externos, se vuelve en contra del sistema y ataca en este caso particular a la membrana sinovial que lubrica las articulaciones, induciendo así a la inflamación de la zona y por lo tanto al dolor.

Hasta ahora las terapias no son realmente efectivas para superar la osteoartritis, terminando en la cirugía de reemplazo articular cuando los casos revisten mucha gravedad. Los fármacos que más a menudo se utilizan son calmantes para el dolor y a veces para el mantenimiento de huesos y articulaciones, se administran suplementos dietéticos.

Por lo tanto la prevención resulta la mejor opción y los cambios en el estilo de vida son fundamentales, como por ejemplo la inclusión de actividad física regular y una dieta equilibrada conforman un estilo de vida saludable que resulta lo más eficaz a la hora de prevenir la osteoartritis al entrar en la vejez.

Uno de los alimentos recomendados es el ajo, ya que según una nueva investigación se ha demostrado que las mujeres consumidoras de ajo son raramente afectadas por la osteoartritis. El estudio fue realizado por expertos del King College y la Universidad de Oriente Angelia en Inglaterra recientemente y financiado por el centro de Investigación de la Artritis en Gran Bretaña, en el cual participaron cerca de 1.000 mujeres que nunca tuvieron vestigios de osteoartritis.

Los investigadores explicaron que el contenido en compuestos de disulfuro de dialilo en el ajo tienen la capacidad de prevenir el daño articular, ya que inhibe la liberación de enzimas destructoras del cartílago que envuelve las articulaciones.

Imagen: flickr


Escribe un comentario