Agua vs. Soda

Agua vs. Soda

A todos nos gusta disfrutar de una bebida gaseosa de vez en cuando, sin embargo el exceso en su consumo puede resultar nocivo para la salud.

La mayoría de las sodas contienen como ingredientes gas carbónico, azúcar y ácido fosfórico, además de otros ácidos. En particular el ácido fosfórico resulta muy dañino para los huesos por lo que su consumo constante puede ocasionar osteoporosis.

Este compuesto también es corrosivo, por lo que puede ser utilizado con otros fines:

  • Puede quitar manchas de grasa en la ropa al combinar este líquido con un poco de detergente.
  • Puede utilizarse también para quitar las manchas del inodoro vaciando una lata de soda y tirando de la cadena una hora después.
  • En algunos lugares de Estados Unidos las patrullas de caminos usualmente limpian la sangre de algún accidente con estas bebidas.

También cabe mencionar que para personas que se encuentra en proceso de adelgazar, las altas dosis de azúcar presentes en estas bebidas ocasionan que todos sus esfuerzos se vean saboteados.

Por otro lado, se sabe que el consumo diario de agua es indispensable para una buena salud y para mantener tu peso ideal. Algunas de sus ventajas son:

  • Beber uno o varios vasos de agua en ayunas por la mañana puede curar o contribuir a aliviar las siguientes enfermedades: gastritis, exceso de peso, enfermedades urinarias y diabetes, entre otras.
  • Beber 5 vasos de agua al día disminuye el riesgo de cáncer de colon en un 45%, el de vejiga en un 50% y el de mama hasta en un 79%.
  • Un vaso de agua durante la noche puede calmar el hambre en casi un 100% de los casos de acuerdo a un estudio realizado por la Universidad de Washington, lo que resulta útil en personas que se encuentran a dieta.

Por estas razones te recomendamos que siempre que puedas elijas agua en lugar de soda.


Escribe un comentario