Cómo adelgazar de forma sencilla y divertida

Senderismo

Los expertos coinciden en que en un estilo de vida saludable no puede faltar la actividad física, una condición sine qua non también para adelgazar. Sin embargo, no todas las personas pueden realizar los mismos ejercicios. Factores como la edad o la no afición a los deportes en general, pueden llevar a muchas personas a abandonar una rutina convencional.

Por suerte, existen métodos alternativos para estas personas que, aunque quieren cuidarse y mantenerse en forma, detestan, hablando claro, hacer ejercicio o simplemente no pueden seguir el ritmo del resto. La clave en estos casos es no perder nunca de vista la parte lúdica, el lado sencillo y práctico, de la actividad física.

Pero ¿se puede practicar ejercicio y divertirse a la vez? Pues la respuesta es un ‘sí’ rotundo. Una de las formas más extendidas en la actualidad es la de los largos paseos en grupo: personas que quedan dos o tres veces en semana para caminar por la ciudad o por el campo a un ritmo que, sin ser demasiado alto, les permite quemar una cantidad muy interesante de calorías.

No es lo mismo practicar ejercicio con amigos y en entornos agradables, placenteros para los sentidos, que hacerlo entre cuatro paredes en un claustrofóbico gimnasio, por eso esta forma de cuidarse está ganando cada vez más adeptos. Ropa cómoda y un buen grupo de amigos es todo lo que hace falta para estas caminatas tan saludables, las cuales consumen calorías y benefician el sistema cardiovascular sin que la persona sienta que está haciendo deporte propiamente dicho.

Más información – Rebélate contra la flacidez de brazos


Escribe un comentario