Cómo deshacerse de las acumulaciones de grasa resistentes

Silueta bonita

A la hora de adelgazar, existen dos grupos de personas: aquellas que lo hacen de manera uniforme, es decir eliminando a la vez la grasa que le sobra de todas las partes del cuerpo, y las que tienen acumulaciones de grasa resistentes a la dieta.

Muslos, brazos, glúteos y abdomen son las zonas más conflictivas en estos casos. Existen ocasiones en las que la persona ha hecho un gran esfuerzo para desprenderse de esos kilos que le sobraban, y en parte lo ha logrado, pero sigue teniendo grasa acumulada en algunas de las partes anteriormente nombradas, lo cual puede llegar a ser muy frustrante.

Sea como sea, y aunque deben dedicar más tiempo y esfuerzo que el primer grupo, estas personas también pueden alcanzar la silueta deseada. Hará falta añadir a la dieta unas cuantas sesiones semanales de ejercicio.

Lo ideal para las personas propensas a acumular grasa resistente en determinadas partes de su cuerpo es que cuando comiencen con una dieta para perder peso, realicen de forma paralela una rutina de ejercicios focalizada en dichas zonas. La gimnasia focalizada da unos resultados asombrosos, especialmente la acuática.

De esta forma se logra que el proceso de adelgazamiento se produzca de manera uniforme, moldeando una bonita silueta y evitando que acumulaciones de grasa rebeldes hagan estéril el gran esfuerzo físico y mental que requiere una dieta para perder peso.

Más información – Rebélate contra la flacidez de brazos


Escribe un comentario